martes, 11 de octubre de 2011

Te Invito A Ver Una Película

Ayer en la Ciudad de México tuvimos una tarde nublada, lluviosa y fresca.
Mi amiga Alexia propuso fuéramos al cine.
Como contrapropuesta la invité a mi casa para ver alguna buena peli.
Con café y té en mano le ofrecí seleccionara cuál quería ver.
Su respuesta fue: "No manches, son muchas. ¿Las tienes organizadas por orden alfabético?".
A lo cual contesté: "Por supuesto que sí".
"Qué obsesiva eres", replicó riéndose de mis manías.
Y yo pensé: "Soy práctica, imagínate cómo encontrar rápidamente una cinta si no estuvieran colocadas bajo algún sistema organizador".
En fin, me solicitó que yo escogiera el filme de la tarde.
¿Estás segura?, pensé.
Así que elegí "Anti Crist" (2009), del director danés, Lars von Trier, protagonizada por Willem Dafoe y Charlotte Gainsbourg.
Antes de colocarla en el tocadevedé le advertí: "Se aborda un rollo psicológico sumamente denso".
Y ella simplemente se dejó llevar.
Desde la primera escena, en blanco y negro, tomada en cámara lenta, con fondo musical "Lascia ch'io Pianga" de "Rinaldo", compuesta por Georg Friedrich Händel, el director te atrapa.
Mientras la pareja hace el amor, su hijo baja de la cuna, camina por el pasillo, se detiene en la puerta de la recámara, observa la "escena primaria" (acto sexual entre los padres), sube al escritorio y cae por la ventana al vacío.
Muere.
La culpa del padre y la madre es insoportable.
Ella es internada y dopada para paliar el dolor.
El es terapeuta y decide tomar a su esposa como paciente para ayudarla a elaborar el duelo.
Se van a una sórdida cabaña internada en el bosque, muy alejada de la civilización.
Y ahí se desenvuelve la historia y se desenmascara la verdadera personalidad de la mujer...
...y el marido seguramente se arrepiente de haber pasado por alto el código ético del psicólogo de no atender a parientes, amigos o conocidos.
Las escenas son crudas.
La agresión sexual, verbal y física se hace presente a lo largo de la trama.
Hay momentos que es mejor no mirar.
La pobre de mi amiga, al terminar la cinta, esgrimió: "Yo sólo quería ver una película".
Espero que no haya tenido pesadillas.
Muy recomendable si te interesa la psicología y, sobre todo, los misterios del inconsciente del ser humano.

Los protagonistas 



La escena primaria


Dolor insoportable


Aquí ya los perdimos

Si quieres escuchar la música que abre y cierra la película dale click a este enlace:





6 comentarios:

Alexia dijo...

Me gustó mucho la fotografía, la música y la compañía, claro, pero una escena me impactó... pobre hombre :)

Valentina dijo...

Ay sí, hasta a mí me dolió... ouch!
A mí también me gusta mucho la fotografía, la música y por supuesto las actuaciones de estos dos que se dejaron conducir por las locuras del director y lograron impactar al público en general.

Anónimo dijo...

Valentina, mi Alexia es una hermosa, no la hagas ver esas cosas que no la dejen dormir por favor. Es la primera vez que visito tu blog y te felicito, sobre todo me permite conocer a la misteriosa de tu amiga, facetas que desconozco. Te dejo un abrazo.

Valentina dijo...

Hola anonymous, ya sé quién eres, pero no te voy a delatar my dear Mr. Goodface je je. La Alexia es bien valiente y sí, en este blog encontrarás varios relatos donde ella aparece y la conocerás desde otro ángulo. Qué bueno que te gustó el diván. Te mando un abrazo.

Héctor García dijo...

Habrá que verla.

Valentina dijo...

Muy recomendable Héctor.